Sabela Montero – Gastronomía

Las delicias de Omán

Gastronomía Omán

La canela, el cardamomo, el clavo o el curry son solo algunos ejemplos de la gran variedad de especias que se usan en la gastronomía en Omán con una clara influencia árabe. Platos llenos de tonalidades de sabor, olor y color.

Gracias a la gran influencia persa, libanesa, jordana e india, en Omán puedes disfrutar de una gran variedad de platos diferentes allá donde vayas. Es tal la fusión, que si preguntas el origen del plato, te dirán que es, simplemente, árabe.

El ejemplo de esta fusión lo tenemos en el plato tradicional “Shuwa”, que es servido solamente en ocasiones especiales y grandes celebraciones. Sus ingredientes proceden de diferentes lugares, como el cardamomo del sur de Asia, el clavo de Zanzíbar, la pimienta y la canela de América, el comino y cilantro de Persia y el loomi, especialidad de Omán.

El sabor de la Shuwa, dicen, es como hacer un viaje en las rutas de las especias y la rica historia de Omán.

El método de cocción de Shuwa se remonta a las más antiguas tradiciones de las tribus beduinas del interior de Omán. El ingrediente principal es el cordero, que es marinado con decenas de especias y hiervas y luego envuelto en hojas de palmera. Se hace bajo la tierra a fuego lento durante muchas horas, incluso dos días! Esta carne es servida con arroz tipo basmati y dicen que es un auténtico manjar.

Por otro lado, teniendo en cuenta que en Omán viven más de dos millones de personas procedentes de India y Bangladesh, es fácil adivinar que puedes encontrar restaurantes con comida hindú en cada rincón.

Halwa, postre típico omaní

Los dulces omanís

El postre típico por excelencia en Omán es el Halwa hecho con azúcar de caña, agua y muchas especies, incluida el azafrán. Es de sabor muy dulce y textura gelatinosa, sin embargo, no llega a ser empalagoso. Después de comer un trozo de Halwa, o dátiles, es costumbre tomar café, que es servido sin azúcar y que ayuda a compensar los sabores. Aún así, yo sigo prefiriendo tomar el café con azúcar!

Con una base de dátiles, pistachos y sésamo, entre otros, nos encontramos con una gran variedad de dulces árabes que, sin exagerar, puede ser mayor de cincuenta. Puedes ir probando cada día cinco diferentes que en diez días de viaje, no los conocerás todos!

Tortillas panameñas en el desayuno

Disfrutando de una gran variedad de postres omanís

En mi viaje a Omán fui a visitar a la hermana de la persona que me estaba hospedando y que había dado a luz recientemente. Cuando entré y me invitaron a un salón provisto exclusivamente de una gran alfombra y que en su centro estaban dispuestos una gran cantidad de platos con diferentes dulces, chocolates y frutos secos, quedé sin habla. Y lo digo de una forma literal. Soy adicta al chocolate y a los dulces y entrar en esa habitación fue como entrar en la cueva del tesoro! Creo que mi cara lo reflejó y la madre de mi amigo empezó a reír. Le pregunté si podría probar de todo y me dijeron que sí. En fin, os podéis imaginar lo feliz que fui!

Restaurantes de ensueño

No es difícil encontrar buenos restaurantes donde saborear los mejores platos de la comida árabe e india. Lo mejor para mi ha sido comprobar la gran variedad y la cantidad de posibilidades de comida rica y elaborada para vegetarianos!

Siendo vegetariana muchas veces me tengo que limitar a comer arroz, pan, fideos y fruta en muchos países africanos y asiáticos. Sin embargo en Omán, gracias a su influencia hindú y su gran variedad de verduras, he podido probar cada día un plato diferente.

Sin duda los mejores, para mi, son los que te ponen una gran variedad de aperitivos, como el Mezzah, donde incluyen: Hummus, Mutabal, Fatoush, Taboubleh, Kebbeh, Sambousek, ensaladas y diferentes salsas acompañados del denominado pan árabe o pan de pita. Es un auténtico placer disfrutar de una comida con sabores tan intensos y sin que sea picante…

Además, si le añades una decoración exquisita y un trato amable, comer en Omán es un auténtico placer!

Delicioso plato de la cocina árabe en el restaurante Bait al Luman

Me gustaría destacar dos restaurantes en Omán, el primero se haya situado en el área de Muttra, el Bait al Luman. En este restaurante, con una decoración árabe exquisita, comerás sentado sobre cómodos cojines y podrás escoger dentro de una gran variedad de platos de cocina omaní y árabe. Es muy agradable y perfecto para descansar y reponer fuerzas antes de adentrarse en el bonizo zoco que está a pocos metros.

Restaurante Shakespeare and Co

Justo al otro lado de Mascate, en el área más cara y occidental de Mascate, se encuentra el Shakespeare and Co. que pertenece a una cadena de restaurantes de lujo con delegación en diez países árabes en los que en un ambiente cálido y elegante podrás degustar una gran variedad de platos de cocina árabe. También sirven exquisitas pizzas, pasta, crepes y cocina internacional.

Vayas a donde vayas, podrás encontrar platos deliciosos con intenso sabor, eso sí, recuerda decir si lo quieres o no picante!

2017-07-17T09:14:37+00:00
banner_2
Volver a finalistas
Ir a Votaciones