MENU
vistas de cádiz

Cádiz, la capital en el sur de la bahía

altea

Altea, la belleza blanca del Mediterráneo

bilbao con los más pequeños
joana-saldon

Por

Joana Saldón

del blog

Mamás Viajeras

"Primero periodista. Después reportera de televisión. Pero, por encima de todo, madre viajera, el mejor trabajo del mundo"

Visitar Bilbao con los más pequeños

Hasta con lluvia, Bilbao es una ciudad con luz propia. No puedo ser objetiva: he crecido viendo cómo se transforma y se reinventa, cómo cambia el color gris del acero por tonos azules y ocres. Mi tierra está más bonita que nunca. Por eso cuando me piden sugerencias para una escapada en familia por el norte no lo dudo: ¿hace cuánto que no vas a Bilbao? Si la respuesta es “hace bastante” empiezan mis razones: Un Bilbao nuevo te espera con una imagen más espectacular y bonita pero con el mismo encanto de siempre. Al contrario: lo nuevo solo suma, nada resta.

Descubre cómo viajar con la Tarjeta Gold American Express Solicitar ahora


Prepárate para comer de pintxos, viajar en barco y disfrutar del arte contemporáneo en una de sus mecas mundiales.

GUGGENHEIM

Sin duda cualquier visita a Bilbao tiene el Guggenheim como eje y prioridad. Alrededor de este museo se formó la nueva ciudad. La estructura gigantesca de metal brillante de Gehry fue uno de los grandes empujones que situó a Bilbao en el mundo y se convirtió en imán de visitas. Es una visita obligada si quieres acercar a tus hijos al arte contemporáneo. Te aseguro que disfrutarás muchísimo y ellos más. Además el museo tiene un completo programa para niños: talleres infantiles de 3 a 10 años, cursos de introducción a la arquitectura de 5 a 10 años e incluso una zona llamada, el Corner del Arte, donde dejar a los pequeños de 2 a 8 años disfrutando mientras los adultos visitan el museo.

Bilbao con los más pequeños

Guggenheim con los niños

CASCO VIEJO

Lo bueno de la ciudad es que lo nuevo es nuevo, pero no eclipsa para nada todo lo antiguo y ahí el Casco Viejo es referente y otro “must” de la ciudad. Piérdete por el Casco Viejo y sus siete calles. Es un paseo imprescindible. Comienza el recorrido por la Plaza Nueva y recorre sin rumbo el resto de las calles. Sus callejuelas empedradas son un lugar para tomarle el pulso a la ciudad. Sus tiendas, sus bares de pintxos…

 [ninja_forms id=5] 
FUNICULAR DE ARTXANDA

Un plan sencillo, barato e infalible con los niños pero también por supuesto también para mayores. No te vayas de Bilbao sin probar la experiencia de montar en funicular. Es un tren cremallera que se basa en que uno sube cuando el otro baja. El viaje dura muy poco, apenas 5 minutos y del centro de Bilbao llegas al monte donde puedes disfrutar de una de la panorámicas más espectaculares de la ciudad.

Una vez arriba comienza uno de los placeres de esta tierra: comer. El Txakolí Simón (Camino San Roque, 89) es un lugar que merece la pena conocer para disfrutar de uno de sus chuletones a la piedra.

RUTA DE PINTXOS

Y es que la comida forma parte de la historia de la capital bizkaína. Y sin duda una de las formas más divertidas de comer es ir de pintxos. A los pequeños de la familia les encantará ir probando de bar en bar esas pequeñas joyas culinarias. Es una forma de ser en Bilbao: compartir tiempo, socializar mientras se va de poteo de un bar a otro. Y sobre todo probar muchos productos sin cansarte.  

Hay tantos bares que cuesta elegir pero hoy te vamos a dar varios nombres que no deberías perderte: Uno de los más famosos es Víctor Montes, en la plaza Nueva… su pintxo de foie, idiazabal y cebolla bien merece una visita. Bien cerquita está Gure Toki, así que sal de uno y entra en otro.

Otro dos de mis preferidos son Txiriboga e Irrintzi. Y si quieres probar algo muy especial acércate al bar Eme, sus sandwiches con una salsa especial crean auténtica adicción. Los venden por cientos…

PUENTE TRANSBORDADOR DE BIZKAIA, EN GETXO

¿Qué te parece la propuesta de cruzar la ría con tus hijos “volando” por el aire? El Puente Colgante es el Puente Transbordador más antiguo del mundo, patrimonio de la humanidad y une las dos márgenes de la ría: de Portugalete a Getxo. Es una construcción espectacular de la que cuelga una barquilla sujeta por unos cables.

Bilbao con los más pequeños

Puente transbordador de Bizkaia, en Getxo

Está situado a sólo 13 kilómetros de Bilbao y sin duda es uno de los monumentos más queridos y admirados por los bizkaínos. Yo he crecido viendolo desde mi ventana y ahora que vivo lejos, lo echo de menos y disfruto mucho más de su belleza cada vez que vuelvo.

A los niños les divierte mucho montarse y el viaje es muy económico: 40 céntimos. Cruzar cuesta minuto y medio y el puente sale continuamente, llega a la otra orilla y vuelve a salir.

UN PASEO EN BARCO POR LA RÍA

La ría del Nervión forma parte de la historia de Bilbao… así que qué mejor plan que conocer la ciudad desde el agua y disfrutar de su paisaje y arquitectura. Una forma diferente de descubrir la ciudad. Hay varios recorridos de distinto tiempo de duración. El más corto recorre sólo la ciudad y el largo te lleva a la desembocadura hasta el mar Cantábrico.

RUTA POR LAS PASTELERÍAS DE BILBAO

Seguimos comiendo…  Que los golosos apunten: ¿Sabes lo que son los bollos de mantequilla? Pues uno de los pasteles típicos de Bilbao y cuando los pruebes no los olvidarás. Yo compro y me traigo bandejas que congelo en Madrid, ja,ja.. El lugar por excelencia: la pastelería más antigua del Bilbao: Martina de Zuricalday.

EL BOSQUE PINTADO DE OMA

Salimos un poco del centro de la ciudad para conocer uno de los lugares con más encanto de Bizkaia, una expresión del llamado land art, que utiliza los materiales de la naturaleza. Ibarrola ha utilizado los troncos de los árboles para componer entre varios árboles distintas figuras. Un museo al aire libre que sin duda constituye una apasionante experiencia para vivir en familia.

Bilbao con los más pequeños

Los niños dando de comer a los patos

Dar de comer a los patos en Doña Casilda, pasear por el campo de Volatín, disfrutar de sus preciosos parques…  Bilbao te atrapará.

Es una ciudad con mucho carácter, un lugar único que ha encontrado el equilibrio perfecto entre el pasado y el futuro.

¿Cómo canjeó sus 50.000 puntos Membership Rewards?

  • Hotel: 23.300 puntos Membership Rewards
  • Transporte: gasolina 16.500 puntos Membership Rewards
  • Restaurante 10.200 puntos Membership Rewards

Datos de interés para el viajero frecuente

Comparte este artículo con el hashtag #Latitudamex: Share on FacebookTweet about this on TwitterGoogle+

Etiquetas: , ,

Los comentarios están cerrados.

Advertisement